RUTA 1: La libertad del Road Trip Parte 1

“Cuando cumpla 40 años te voy a llevar a hacer un largo viaje en moto conmigo”...me dijo Antonio, mi esposo, emocionado imaginando cómo sería vivir esa experiencia juntos. Tuvo que pasar su cumpleaños 40 y otros 6 años más para que el sueño del viaje en moto en pareja se hiciera realidad, y ¡oh, sí, valió la pena la espera! Ya que durante esos años imaginamos, conocimos y elegimos el lugar perfecto.

La Ruta 1 es una carretera transpeninsular que comienza en Los Cabos y llega hasta Tijuana, y que continúa con apellido en inglés hasta el norte de California, pasando San Francisco.  Es una carretera que en su tramo de Baja California Sur resulta ser uno de los trayectos escénicos más hermosos por la variedad de escenarios naturales, paisajes y experiencias culturales, de aventura y esparcimiento que se pueden vivir por los lugares que uno pasa. Enmarcada por el desierto, las sierras de la Laguna,  San Francisco, y La Giganta, la reserva de la biósfera del Vizcaíno y el mar de Cortés, la Ruta 1 es sin duda alguna la máxima expresión de libertad que un viajero puede vivir.  

Nuestro plan sería volar el 8 de Noviembre al Puerto de Mazatlán y ese mismo día, ya en la moto, abordaríamos el ferry el cual navega de Mazatlán a la Paz y ya en Baja California Sur rodaríamos hasta San Ignacio y de regreso a Todos Santos en un lapso de 4 días.

Pero ¿cómo se prepara uno para hacer la Ruta 1 en motocicleta? Aquí les damos algunos tips que les pueden servir para no esperar 7 años e irse a pasear por la ruta un poco antes!

  • Antes que nada tú debes de saber andar en motocicleta muy bien…y si tu no eres el piloto pero vas de pasajero, asegúrate de que quien lo hace, lo hace muy bien, sabe las normas del camino, es responsable y moderado con la velocidad, en fin, lo que quieres es un viaje que disfruten y no que sufran. 
  • Siempre antes de viajar tienes que estudiar la ruta que vas a rodar y hacer un plan de navegación que te permita saber cuántos kilómetros recorrerás al día, donde están ubicadas las gasolineras, en dónde harás tus paradas para descansar, en qué hoteles pasarás tus noches, y conseguir un número local de accidentes o emergencias viales. También recomendamos planear la ruta con objeto de no pasar más de 4 horas por día sobre la moto, es importantísimo que el piloto vaya despierto y atento y sobre todo que disfrute la manejada, cuatro horas nos parece un objetivo razonable para lograrlo. Por alguna razón pareciera que a las 4 horas y un minuto empieza a doler el derrier. 
  • Además de la información técnica, es clave obtener la información complementaria de la ruta.  Saber si se estará rodando más por zonas rurales que urbanas, qué actividades económicas y culturales se desarrollan en esos lugares.  Por ejemplo, aunque nunca es recomendable circular de noche en moto por ningún camino, en la Ruta 1 es muy peligroso por el tránsito de vacas que cruzan la carretera una vez que comienza a oscurecer y las cuales pueden causar accidentes fatales. 
  • Si no eres dueño de una moto, consigue una en perfecto estado.  Si nadie te puede prestar una, te recomendamos rentarla en una ciudad grande como CDMX o Guadalajara, ya que en La Paz, Los Cabos no es tan fácil conseguir motos en renta. Además de la moto claro, debes de contar con el equipo y ropa necesaria para ir bien protegido: Casco, chamarra especial (con protectores de codos, espalda, hombros), pantalones con refuerzos en las rodillas y caderas, y botas. En nuestro caso, viajamos a bordo de una motocicleta BMW doble propósito de 1200 CC, cosa que nos brindaba mucha seguridad y potencia para hacer rebases cargados con equipaje y dos adultos a bordo.
  • Varios viajeros motociclistas salen de sus ciudades de origen, pensemos la Ciudad de México, ya rodando sus motos y van avanzando hasta llegar al puerto de Mazatlán en Sinaloa. En nuestro caso, Christian, el chofer de la empresa manejó la camioneta jalando un remolque con la motocicleta hasta Mazatlán, y nosotros dos volamos a este puerto.
  • Una vez que llegó Christian a Mazatlán estacionó la camioneta y remolque en el mismo estacionamiento del puerto de donde sale el barco de Baja Ferries, que por recomendación de una amiga es el más seguro y práctico.   El costo del estacionamiento es de $70 pesos por día, total que se paga directo a los encargados cuando uno regresa y sale del estacionamiento.
  • El Ferry de Baja Ferries es un barco enorme donde principalmente se transporta carga, camiones de uno o dos remolques, madrinas con coches, vehículos particulares y para nuestra sorpresa, bastantes motociclistas y un menor número de pasajeros.
  • Los pasajeros tienen la opción de pagar por un asiento en un salón común o un camarote de hasta 4 personas. Con el pasaje está incluida la cena y un cafecito y pan dulce en la mañana, ya que el viaje dura 13 horas de Mazatlán a La Paz.  Para comprar sus boletos de Baja Ferries incluyendo el pago correspondiente a la motocicleta y elegir si desean un camarote lo pueden hacer aquí https://www.bajaferries.com.mx/ 
  • Ya listos para comenzar el proceso de embarque, uno primero debe de llevar su ticket de compra a las oficinas de Baja Ferries donde le entregarán sus boletos y tickets de comida para ambos trayectos en caso de que sea viaje redondo.
    • El pasajero se queda con sus maletas y su boleto en este punto.  Donde hace la fila con el resto de los pasajeros.   El equipo de seguridad toma la temperatura del pasajero y checa su boleto. Una vez que dan el acceso a la embarcación uno camina por el muelle, entra por un lado de la compuerta principal (donde también están entrando los vehículos) y llega las escaleras donde hay que subir 4 pisos hasta la zona de salones comunes y cabinas.  En caso de haber reservado un camarote, te piden avances hacia el fondo del pasillo hasta una cabina en donde el personal te recibirá tu boleto, te dará la llave del camarote y el control de la TV y te pedirá una identificación que devolverán cuando uno regrese el control y llave al día siguiente.  En esa misma cabina puedes rentar películas en formato DVD.  
  • Mientras tanto el piloto u operador como los llaman en el barco,  se sube a la moto y se dirige a donde está la báscula donde los operadores pesarán la motocicleta, revisarán su boleto y le indicarán a donde dirigirse para hacer cola detrás de camiones, coches y otros motociclistas los cuales irán entrando lentamente a la panza del ferry.  Una vez estacionada y amarrada la motocicleta con las cintas que cada motociclista debe llevar, los operadores o pilotos suben a la sección de salones y camarotes.
  • Una vez reunidos el piloto y su pasajera y con llave en mano, una amable señorita de la tripulación te acompaña a uno a su camarote, que en nuestro caso era bastante amplio,  con 2 literas, aunque las de arriba estaban abatidas, una mesa y un sillón.  El baño pequeño pero bien. El calor en Mazatlán estaba a unos 36ºC y con esa ropa de moto se sentía a 50ºC…por lo que ya instalados en nuestro camarote nos desvestimos, pusimos a orear chamarras y pantalones y nos dimos un baño.
  • El barco zarpa un poco más tarde del atardecer, por lo que es recomendable comprarse una cerveza bien fría y salir a la cubierta para ver la puesta del sol.  Al mismo tiempo, por los altavoces del barco, comienzan a anunciar que en el salón comedor ya están sirviendo la cena, por lo que uno con su boleto puede subir a cenar.
  • Por tiempos de Covid no era recomendable estar en lugares donde hay mucha gente, habremos sido 200 personas como pasajeros en el barco, y aunque por protocolos de bio-seguridad, no todos se congregaron en el comedor al mismo tiempo, nosotros decidimos comprarnos más cervezas e irnos a nuestro camarote. Cabe confesar que habíamos podido disfrutar de una deliciosa comida antes de embarcar. 

El barco zarpa, casi no se sienten las olas ni el movimiento, pero sí lo suficiente para arrullarte…sin internet ni señal de nada, uno se prepara para dormir las próximas 13 horas.

Al día siguiente los operadores empiezan a avisar como a partir de las 7:30 am que ya está el cafecito y el pan dulce en el comedor, por lo que en tandas la gente sube por su ración…para esta hora el puerto de La Paz ya está a la vista, el ferry se acerca lentamente hasta que atraca.  Toma algo de tiempo a que todo esté listo para que los operadores/ pilotos primero, y luego los pasajeros podamos desembarcar.  Todo se hace con mucho orden y siguiendo sus turnos.  Los pasajeros igual que entramos, salimos caminando hasta una oficina ya en puerto donde te toman la temperatura y pasan tus maletas por una máquina de seguridad.  Los pilotos, en este caso de moto, toman más tiempo ya que pasan por varios puntos de chequeo aduanal.  El piloto recoge al pasajero afuera o en el estacionamiento de las instalaciones del puerto.

Eran alrededor de las 10am cuando ya montados en la moto rodamos hasta el malecón de La Paz, con mucha hambre y algo de prisa ya que el trayecto que nos esperaba ese día sería de La Paz a Loreto por la Ruta 1.  Aproximadamente 360 KM por enmedio de la península recorriendo paisajes desérticos tapizados de cactáceas.

Previous
Next
Previous
Next

Síguenos:

Contáctanos

Ponte en contacto con el equipo de ATMEX.

Contact Us